La crisis en Venezuela, explicada por Santiago O'Donnell

Santiago O’Donnell: “Todo esto empezó con Chávez”

El devenir de Venezuela es un tema de permanente preocupación para el periodista Santiago O’Donnell, editor de la sección internacional de Página 12 y autor de números sobre las filtraciones masivas de datos de Wikileaks (ArgenLeaks y PolitiLeaks), aunque trabaja para un medio para el cual las críticas a las políticas de Nicolás Maduro y antes de Hugo Chávez incomodan la línea editorial. Considera que la principal desgracia es que las políticas de Chávez y de Maduro hicieron colapsar a Venezuela mucho antes de los Estados Unidos decidiera inmiscuirse en sus asuntos internos y es crítico también del comportamiento de la oposición que encarna Juan Guaidó. “Maduro es impresentable y la oposición está actuando de manera oportunista y peligrosa”, advirtió.

Santiago O’Donnell: Me encanta que me hayas traído especialmente por este tema, porque es un tema que se ha escrito bastante pero no he tenido tanto éxito publicando esas columnas en Página 12. Y me parece que esto ocurre porque es un tema que a la izquierda le incomoda mucho.

MO: ¿A la izquierda o al kirchnerismo?

SO: A la izquierda, al trotskismo, a todos. Me parece que el gran problema es que nadie puede abiertamente defender a Maduro, pero al mismo tiempo creen que cualquier ataque al gobierno de Maduro es propiciar el imperialismo yanqui, es avalar a Bolsonaro y a los peores personajes que están en contra de Maduro. Y entonces ¿qué pasa?, terminan evitando el tema totalmente, o escribiendo la nada misma.

MO: ¿Por qué es ilegítimo el Gobierno de Maduro si ganó unas elecciones democráticas, o por lo menos, como resultado de una votación? Recordamos que las elecciones arrancan los primeros días de enero, momento a partir del cual muchísimos países en el mundo sostienen que es un mandato ilegítimo, no lo reconocen.

SO: Bueno, hay cuestiones técnicas que tienen que ver con la elección misma. Es uno de los pocos países que tiene boleta completamente electrónica, y la empresa inglesa que hizo el escrutinio dijo que el oficialismo se choreó no sé cuántos millones de votos. El principal candidato opositor, que era Capriles, fue proscripto por razones no demasiado entendibles. Muchos opositores fueron encarcelados o proscritos de manera no muy prolija.

MO: O sea lo que decís es que no se cumple todos los requisitos de una elección libre y democrática con igualdad de oportunidades para la participación de la oposición. Y encima hay dudas acerca del resultado.

SO: Los principales observadores que normalmente van a este tipo de elecciones también se abstuvieron de ir. Pero creo que es solamente la última foto de una larga película, que te diría que empezó durante el gobierno de Chávez cuando reforma el Poder Judicial. Ha creado una mayoría automática que aumenta de 8 a 24 la cantidad de jueces de la Corte Suprema, y hace una Corte tan pero tan chavista que hasta tomó medidas que el propio Gobierno los tenía que frenar: en un momento deciden disolver la Asamblea y se les armaba un lío bárbaro por lo que tuvieron que pedirles que paren la mano. Después de eso, toda la transición fue para mí un horror. Como, durante 3 meses, Chávez no daba señales de vida, y lo hacían nombrar vicepresidente a Maduro.

En la transición entre Chávez y Maduro ya había problemas de legitimidad de origen, porque para mí fue completamente inconstitucional si leés la constitución. Porque el vicepresidente ahí no era de la fórmula, sino que fue nombrado por el presidente. Entonces está un presidente en pésimo estado de salud, donde ni siquiera le podías sacar una foto, pero de alguna manera nombrar un vice que aparte de inconstitucional, no podía ser nombrado.

En resumen, constitucionalmente no correspondía que lo nombren a Maduro, pero lo nombran porque Chávez en un video antes de operarse dijo “mi sucesor tiene que ser Maduro”.

MO: Entonces vos decís que hay una sucesión ya cuestionable de Chávez a Maduro, y le sumamos la última elección de Maduro, con un sistema de poder donde ya no se respeta la división de poderes porque está cooptado el Poder Judicial.

SO: Judicial, Ejecutivo y Legislativo. Y el Legislativo es el peor de todos. Una Asamblea completamente opositora le ganan las elecciones por paliza, entonces lo que hace el gobierno es inventar una nueva Asamblea creada solamente por chavistas, y dicen es para crear una Constitución. Pero nunca crean la Constitución, y se termina dedicando a legislar y reemplazar la otra.

Para mí es un problema en la parte legal, pero lo que me parece mucho más grave es el colapso total de Venezuela. Ningún país, ni siquiera con una guerra, te digo más, ni siquiera Alemania en la 2da Guerra Mundial, destruyó un país tan rápido. Tenés un promedio de 11 kg perdidos en los últimos años; tenés 2 millones de exiliados que se van del país; inflación de 10 mil millones por ciento. Yo creo que cualquier presidente de derecha, izquierda o centro, mucho antes que cualquier cosa tendría que haber dado un paso al costado.

Es un país totalmente implosionado por una gestión totalmente fracasada que le echa la culpa a los americanos, con que lo viven boicoteando y haciéndole golpes. Pero, ahora tuvieron la mala suerte de encontrarse con Trump, y empezaron las sanciones en serio. Al sufrimiento del pueblo venezolano, se le suma un cambio de régimen, que me parece terrible para la región. Se demuestra como la destrucción de Unasur le quitó totalmente autonomía a América Latina, y ahora se están metiendo los rusos y los yanquis en la región justamente porque no supimos mantener esto creado por la camada anterior, cuando EEUU se retiró de la región durante más de 30 años.

MO: Te quería preguntar también por Guaidó, que se autoproclama presidente. Fue elegido para ser legislador, y de repente con la aprobación de la Asamblea opositora dice: soy la única autoridad legítima que existe en Venezuela, reconozcanme a mí como autoridad.

SO: En la oposición también se puede hacer la historia. Tuvieron un montón de errores desde hace muchísimo tiempo, empezando por la huelga de PDVSA. En un momento dado decidieron no ir a elecciones legislativas, entonces asumió todo el congreso de Chávez. Lo último que hicieron es que tenían una ronda de diálogo en Santo Domingo para tratar de lograr unas elecciones limpias, y por orden de EEUU, unas horas antes tenían el preacuerdo firmado, se levanta la oposición, y se van en el último minuto. Me parece que tienen que tener un poco más de responsabilidad. Si forman un gobierno paralelo, se ahonda la grieta, ponés al país al borde de la Guerra civil, y encima de todas las penurias que tiene Venezuela en este momento, hay un situación de los dos grupos movilizados en la calle. Me parece que parte de Guaidó y la oposición hay una subestimación total del apoyo que tiene Maduro en el chavismo, que es una parte importante de la población.

MO: Y en los militares, ¿no?

SO: Y en los militares. Hay también un uso terrible de Maduro de las CLAP, del carnet para conseguir comida. Imaginate, en un país con tanta inflación, con un tipo de cambio que difiere mucho el oficial del mercado negro… Todo depende de tu relación con el puntero. En los barrios conseguís cosas, las revendes y con eso vivis. Y mientras tanto la oposición, que domina completamente lo que es el mundo de las redes sociales, no tiene penetración barrial. Entonces lo que vemos es cada vez un clivaje más grande de las voces moderadas, las que buscan algún tipo de acuerdo, que son tapadas por los extremistas de los dos costados, y te ponen la falsa opción de decir que tenés que apoyar esta movida belicista, autoritaria de Trump de meterse ahí.

Es interesante pensar que desde 2005, EEUU no tiene ninguna política hacia América Latina. Hubo un espasmo de Obama en su último año antes de irse con normalizar las relaciones con Cuba. Pero desde que Bush hijo propuso el ALCA para América Latina, EEUU le dió cero bola. Entonces se creó Unasur, China reemplazó a EEUU como principal socio comercial de la región, y no hay ninguna reacción de EEUU, que sigue interesado en Medio Oriente. Hasta que viene Trump, que le encanta jugar al amor-odio con los dictadorzuelos del mundo, y se entusiasma con Venezuela. Entonces todos estos latinoamericanos que estaban desesperados con que EEUU les dé un poco de bola, ven que a EEUU de repente tiene un chiche en América Latina que le interesa, entonces van todos detrás de EEUU: Macri, Piñera, Bolsonaro. Todos para ver qué pueden hacer para complacer a EEUU en Venezuela. Entonces lo que era un drama humanitario y un problema terrible para los venezolanos, se convierte en un partido de fútbol mundial en el que todos tratan de sacar provecho.

Flor Halfon: ¿Hay algún atisbo de solución?

SO: La verdad, yo tengo la misma duda que vos. VIendo a ver qué tipo de escenarios pueden cambiar la situación. Hay un grupo comandado por Uruguay y México que inclusive se han reunido con representantes de la Unión Europea, y que están buscando el camino del medio. Para mí acá el tema es: Maduro es impresentable y su Gobierno es un fracaso total, y por otro lado la oposición está actuando de manera oportunista y peligrosa. Y por otro lado hay una injerencia de potencias extranjeras que están aprovechándose de la situación, sobretodo este nuevo grupo de presidentes internacionalistas, y agresivos. Pero creo que hay actores que están buscando un camino.

Acá la única solución claramente es llamar a elecciones de manera democrática, limpia, con todas la garantías de que se hagan bien. Ahora, para llegar a eso, no veo en este momento en Venezuela muchos actores. Me parece que Venezuela está mucho más polarizada que el resto del mundo. Yo diría que esperemos uqe López-Obrador, Tabaré Vázquez, el Papa, algunas personalidades extranjeras mantengan un poco la calma.

Y después está el tema de los militares. Yo creo que ahí el gran tema es que Maduro es un pésimo presidente, pero bastante hábil como político. Mucha gente lo subestima, pero el tipo armó la Constituyente, ahora tuvo esta idea de adelantar las legislativas como una manera de dar algo sin tener que poner en riesgo su propio Gobierno. Entonces me parece que el tipo es un hábil sobreviviente, y que un gran error de la oposición es creer que sus deseos son realidad. Si desean que el Chavismo esté muerto, el chavismo está muerto. Pero la realidad es que no lo está. Habría que buscar alguna manera de encontrar actores dentro de Venezuela que no vayan por la opción maximalista que se tiene de sacar a patadas a Maduro.

Para ser honesto, me parece uqe lo que se viene es una apretada de torniquete en todo el mundo. La última noticia es muy dura: el tercer banco de Rusia, el Gazprombank, le acaba de congelar las cuentas a PDVSA. Ellos dijeron que de algún modo tiene que ver con las sanciones de EEUU. Pero este es un banco que está muy atado al Estado ruso, que son los principales aliados del chavismo. Entonces acá daría la impresión que los rusos él están empezando a soltar la mano, con lo cual lo único que veo es más hambre y sufrimiento para el pueblo venezolano. Espero equivocarme.

De Acá en Más
María O’Donnell

Comentarios
×

Subscribite a Arteria

para recibir nuestras noticias
[yikes-mailchimp form="1"]
Share This